domingo, 16 de noviembre de 2014

Confesión / Recapitulación / Deseo

Si hay algo constante, eterno es el cambio. No creo que haya otra cosa más que cambios en esta vida y lo que permanece es simplemente eso.
Hoy, mañana... tal vez mañana no esté, tal vez no estés y solo me acompañe tu recuerdo, las caricias, los recuerdos. Me cambiaste, te cambié. Como nada permanece y todo cambia cada palabra, cada mirada, cara mimo, cada respiración compartida entre el silencio me cambió.
Un gran cambio un tu vida, pero un pasito más no es gran cosa y sin embargo es monumental ¿no?
Laburo, dejar los nidos jaja, ser más independiente no dejar de soñar pero bajar un toque, ensuciarse, desilusionarse. Disfrutar del tiempo libre, valorarlo un poco más. ¡Cuántos cambios, mi sol!
También yo cambié, también yo tengo miedo y tiemblo en secreto y me paralizo un poco, pero bueno... ponele que es una cámara hiperlenta y que sigo en movimiento, a fuera puede que no se note pero dentro todo va a mil, vibra, ríe y llora con amor y un poco de amargura, sí... no falta nada.
Voy a extrañarte mucho, creo que ya te extraño... eso es ansiedad jajaja. Espero soltar un poco eso.

Después de toda la locura, después de morderme los labios, las ganas, después de tanta angustia, de las risas, de los porros, de las charlas, de las discusiones, de mis caras de culo, de tu histeria, de tu control, de mis celos, de mis enojos, de mi rabia, de mis planteos necios, de mis miedos, de los tuyos, de los nuestros, después de la música, de los besos, de los abrazos, de los mimos, de las pajas, de las estrellas, después de la luna única y nuestra. Después de todo y nada.
Nunca estuve así por nadie, mal que me pese y disfrute. "Es que nunca tropecé con una mujer como ustéd" y un hombre decente no puede hacer lo que hago yo, un hombre enamorado, que te agranda, que te achica, te teme y te idolatra. A veces te bajo jajaja.

Después de tanto tan intenso, tanto vértigo de verdad, creeme, que sé que tenés razón que no es el momento para estar con vos, no sé porque insisto tanto pero en parte me alegra haberlo hecho, por otro lado lo padecí. Aprendí tanto con vos, corazón. De la forma buena y de la mala. Tanto gracias a vos, a pesar de vos y con vos. Espero haberte dado algo yo también.
Sé que tenés razón, que te idealicé, que tal vez no seas vos - esto te lo respeto pero no sé... - que este no es el momento, tal vez nunca sea el momento. No sé si te acordás pero una vez me dijeron que sos mi compañera y que no estoy listo para estar con vos, quizás nunca lo esté, no sé. No quiero que esto sea una carta de amor, de frustración, un pedido de perdón.
En parte confesión, en parte recapitulación.
Muchas veces intenté correr, huir de vos, creo que era sólo un llamado de atención. Perdoname por eso, pero es la desesperación.
Deseo volver a meterme en tu cama, a sacarte la ropa, morderte las tetas, tocarte, chuparte hasta que me acabes en la boca, escuchar tu respiración agitada, tus mimos, sentir tu mano en mi verga, que me abraces con tu boca, con tus piernas, morderte el cuello, que una vez me permitas estar con vos con calma y confianza. Sé que tuve el momento, sé que me ganó el miedo... creo que te ganó el miedo también ¿a qué? No sé.
Te repito que no sé porque te sigo insistiendo, tal vez tengo ganas de que te enojes conmigo, que me mandes a la mierda, que me cortes la cara entonces así no tener que preocuparme tanto. Esto lo pienso ahora, mañana  ¿Releerás la carta? ¿Mañana existiré todavía en tu corazón? ¿Y vos en el mío?
Creo / Espero / Deseo: que sí, que nos volvamos a encontrar, mejores que ahora, más adultos, más niños, más valientes, mejores, más sanos.

Confesión / Recapitulación / Deseo

Deseo. Cuanto se repite esa palabra, cuanta fantasía mal cortada que me corta, que me achicharra a cabeza y el corazón. Estoy aprendiendo a respirar, a exhalar el deseo, a respirar el presente, a sentir tu perfume ahora y contener las ganas de darte un beso, a dejarlo de lado un poco. Porque para mi sos mi amiga, pero también una mujer LIBRE. No voy a pasar por alto que te gusta el control, pero todos tenemos algo que combatir.

Mañana, cuando ya no sea este día de pileta, parrilla, amigos y un corte de pelo. ¿Qué será mañana de vos?
Te voy a recordar mirando la luna, cortando flores para que te acompañen. Voy a acordarme de tu perfume, de tu piel, de tu laburo como actriz a mi lado, de la mujer a la que amé como un torbellino, como una tormenta refrescante y tremebunda.

Porque conmigo sos un todo, el Aleph. A partir de una letra se me caen las demás y me quedo mudo, con las ganas, la ansiedad, el temor. ¡Como me hacés reír! no nos olvidemos de eso. Puedo estar gris hoy, deshilachándome hoy, pero sé que el camino tiene corazón.

Espero que nuestros caminos se vuelvan a cruzar alguna vez. Creo que nunca se dejarán de tocar.
Mi vaquita, libre, loquita, sol de luna. Te deseo el bien, un buen viaje. Amor y luz nunca te va a faltar, alegría menos.
Respirá.
Respiraré.
Respiro.
Tu aire, el mío.
La lunita nos unirá y sino una piedrita,
Que no son dos. Es una.
Una solita.
Bailá, vaquita.

Luz de luna. Sonrisa.
Te amo.

16.11.2014

No hay comentarios:

Publicar un comentario