domingo, 9 de mayo de 2010

Solito y sin sombra

Solito y sin sombra, ni sol o estrellas. La risa abre las puertas que con lágrimas se cierran. ¿Buscás el sentido? Lo dejé debajo del cuadro pero solo podrás tocarlo cuando los colores eligan el tiempo preciso y el tiempo sea agua fluyendo sobre los pies.
Cuando puedas hablarme con los ojos y las manos entonces te escucharé. Pero aprisa que la arena nos cegará.

No hay comentarios:

Publicar un comentario