domingo, 23 de mayo de 2010

Quebrar

Sólo quieres romperme.
Intentas demolerme...
Ventanas cerradas por el humo.
El humo que se fue y solo me dejó.
¿No era el fuego nuestro amigo?
Eras tu la que me unia a él.

La ventana permanece cerrada, como tu corazón.
Sigue manteniendo tu guardia...

Sólo quieres detenerme.
Intentas sólo demolerme.

La risa que dejaste en mi.
Placer de volver a vivir.
Respirar es algo que debo hacer.
Estoy destinado a besarte y dejar de latir.

Quién ha cortado con agua el fuego que nos unía.

No puedo oirte, el humo de las ventanas
me tapa los oidos, no dicen no nombres
Callan los gritos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario