domingo, 23 de mayo de 2010

Quebrar

Sólo quieres romperme.
Intentas demolerme...
Ventanas cerradas por el humo.
El humo que se fue y solo me dejó.
¿No era el fuego nuestro amigo?
Eras tu la que me unia a él.

La ventana permanece cerrada, como tu corazón.
Sigue manteniendo tu guardia...

Sólo quieres detenerme.
Intentas sólo demolerme.

La risa que dejaste en mi.
Placer de volver a vivir.
Respirar es algo que debo hacer.
Estoy destinado a besarte y dejar de latir.

Quién ha cortado con agua el fuego que nos unía.

No puedo oirte, el humo de las ventanas
me tapa los oidos, no dicen no nombres
Callan los gritos.

lunes, 10 de mayo de 2010

Llovizna

Juraría que juego con el tiempo entre problemas finitos y molestos, como la llovizna que atraviesa las ventanas del más allá. Un lugar encantador donde te gustaría vivir o pasar unas horas bajo los espejos flotantes.
La velocidad y la necesidad no están al frente, pero el plan es ganar.
La llave no está conmigo, su sombra escapa a mi bolsillo.
Tus letras sonoras conviven con recuerdos y lecciones estudiadas, quisiste ser y fuiste la que en algún momento jugó conmigo y rió. Lentamente la llovizna te quita de mi vista y camino. Estoy aquí para quedarme, para jugar para verte nuevamente, derruida por la lluvia, pero siguo en pie para sentir.
Quisiste ser alguna vez más fuerte y cálida que la arena, el viento te esparce lejos de aquí. ¡Maravillosa sería tu caricia! El juego lo empesaré debajo de ti.

domingo, 9 de mayo de 2010

Solito y sin sombra

Solito y sin sombra, ni sol o estrellas. La risa abre las puertas que con lágrimas se cierran. ¿Buscás el sentido? Lo dejé debajo del cuadro pero solo podrás tocarlo cuando los colores eligan el tiempo preciso y el tiempo sea agua fluyendo sobre los pies.
Cuando puedas hablarme con los ojos y las manos entonces te escucharé. Pero aprisa que la arena nos cegará.

viernes, 7 de mayo de 2010

Herbst Autumn

Pesa sobre tu frente, el otoño de secas ojos. Los muros brotados por el mar. Debiste ser un frío cuerpo. Las lágrimas que marcan sus pasos. El miedo en pie.

Fuiste todo, mi bote en el mar. Gritan los árboles. Los matas al despertar.

Respuestas, preguntas que faltan. Juego de mentiras. Velas que se hunden.

Al final quedas te solo... anaranjado tu rededor.

Máscara

A través de mi, pasa el brillo incandecente, un sueño mortal. Una llave sin puerta ni correspondencia, no soy rey.
Cuando la luna danza en su sonrisa y el cielo brilla en oscuridad, podría jurar que lo sé. No hay cielos innombrables.
La danza comienza y el invierno aprieta mis dientes.
Se cierra la puerta y el grito apresado en mi cuerpo. Intentará fugarse, las paredes caerán.
La alegría de un dios, despedida por sus manos.

Me circundan los mares, las estrellas tan apresadas en su pecho esparcen música en mil almas.
La luz de la luna es soplada... la máscara está lista y quieta entre sus manos. Al menos así se muestra.

La noche oculta la luminosidad. No hay secretos que se atrapen en manos furtivas.
Pasa su secreto como un arreglo otoñal desde un cielo que no existe, pero la reina da y ordena.
Diferencias de inmortal...

martes, 4 de mayo de 2010

olutit nis

Yuxtaposición de silencios en un aire compartido por prisioneros que acaban.
De saltar frente a un árbol de márbol, no será su sueño estar en sueño, cuando no pueden ver.
¿Pretendes leer sin hablar? Calla las piedras, acomodadas, tiesas, sobre los pechos de una señorita... 18 años ¿es legal? el precio que deberás pagar por posarte antes sus ojos...


Un orgasmo gramatical, las letras caen sobre su rostro... se esparcen por su cuerpo. Dan otro significado o palabra... odacifingis le edreip


No es mía la cara que contra el suelo grita, la pantalla nos ha cogido por sorpresa a todos los mortales que de baratos modales nos vestimos.


¿Quieres festejar? ¿Con perros muertos? Enrolla el pergamino y borra las pruebas.

Inglés

William Shakespeare era un inglés que vivía en Inglaterra y era inglés.
Un problema social es la contaminación, el aire que se llena de oscuridad y muerte segundo a segundo, las bolsas que no mueren pero matan y la poesía que circunda a las fieles tomas de plásticas bolsas acostadas en los suelos de la ciudad y la naturaleza.
Cuando uno habla con sentimiento es porque hay algo que decir, así escribía shakespeare. Pero es demasiado tarde para lamentarse, el humo negro nos engulle a todos con su mortal sabor y el mundo se torna una piedra gris y desvariada... Pero estás aquí y allí moviéndote al ritmo que te lo permites. ¡Que tengas buen viaje! Sola, cual piedra de humo.